Fichas

Ficha de la Phoenix rupicola

Phoenix rupicola

La Phoenix rupicola es, para muchos, una de las especies más bonitas del género. De hecho, si me preguntas a mí te diría que es una de las pocas que se pueden comparar, en belleza, al cocotero. Además, a diferencia de éste nuestra protagonista aguanta muy bien el frío y las heladas moderadas.

Así que si te apetece tener en tu jardín una planta bonita y resistente, no dejes de leer que te voy a contar todo sobre la Phoenix rupicola.

¿Cómo es la Phoenix rupicola?

Hojas de Phoenix rupicola
Imagen procedente de Palmerasyjardines.com

Taxonomía

  • Reino: Plantae
  • División: Magnoliophyta
  • Clase: Liliopsida
  • Orden: Arecales
  • Familia: Arecaceae
  • Subfamilia: Coryphoideae
  • Tribu: Phoeniceae
  • Género: Phoenix
  • Especie: Phoenix rupicola

Phoenix rupicola es el nombre científico de una especie de palmera que fue descrita por Thomas Anderson y publicado en el Journal of the Linnean Society en el año 1869. A día de hoy se la conoce como la datilera de las rocas o, en inglés, cliff date palm. Es nativa de los bosques montañosos de la India y Bhután, donde crece a una altitud entre los 300 y los 1200 metros, en los acantilados, laderas y terrenos similares.

Características

Se trata de una palmera que alcanza una altura de hasta 8 metros, con un único tronco de hasta 20 centímetros de ancho. La corona está compuesta por hojas pinnadas de 2,5 a 3 metros de largo; cada foliolo mide unos 50-60cm de largo y están armados con espinas las cuales son muy poco numerosas y mucho más inofensivas que las de otras especie del género.

Es una especie dioica (hay pies femeninos y pies masculinos). Las inflorescencias femeninas miden casi un metro de largo, y están formadas por flores de color crema; las masculinas son más cortas. El fruto es una drupa oblonga de color amarillo a naranja que mide unos 2cm de largo y que contiene una única semilla. Se hibrida muy fácilmente con otras Phoenix, aquí tienes una muestra:

Phoenix rupicola x roebelenii 2 Leu
Phoenix rupicola x Phoenix roebelenii.
Imagen procedente de Davesgarden.com

¿Qué cuidados especiales necesita para vivir?

Si queremos disfrutar de esta preciosa planta tan sólo tendremos que tener en cuenta que puede estar a pleno sol, pero es mejor tenerla en semisombra sobretodo si vivimos en una zona donde los veranos son especialmente calurosos (de 30ºC o más). El riego tiene que ser frecuente pero sin excesos: durante el verano regaremos dos o tres veces por semana y el resto del año cada 4-5 días.

A pesar de sus características, se puede cultivar en maceta durante muchos años ya que su crecimiento es bastante lento. Así y todo, hay que trasplantarla a una maceta mayor cada 2-3 años, y pasarla al jardín cuando tenga una altura de unos 50-60cm. Ahí el terreno tiene que tener buen drenaje, es decir, tiene que filtrar el agua rápidamente, y ser rico en materia orgánica.

Y si hace frío no tendremos que preocuparnos en exceso: resiste heladas de hasta los -4ºC y puede cultivarse en interior.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.