Areca

La palmera areca es una planta tropical

Las palmeras tropicales tienden a tener un tronco delgado y unas hojas bastante largas, pero el género de las especies de Areca es muy peculiar, porque son plantas que ocupan tan poco espacio que podrías tenerlas incluso en terrenos pequeños, o en bonitas jardineras hechas a mano en tu jardín.

No tienen tanto follaje como otras palmáceas, por lo que no son plantas que se usen para proporcionar sombra. Pero, en cambio, sí que embellecen el lugar, y además lo hacen desde que son muy jóvenes.

Origen y características de las palmeras Areca

Se trata de un género de palmeras compuesto por unas 50 especies que viven desde Malasia hasta las Islas Salomón. Todas ellas tienen uno o, más rara vez, múltiples troncos muy delgados y hojas pinnadas cuyos folíolos o pinnas son anchos y de color verde.

Tienen un ritmo de crecimiento rápido, siempre que el clima sea tropical y húmedo, pero además pueden vivir bien dentro de los hogares, aunque las temperaturas no sean las más adecuadas para ellas. Estas son las principales especies:

Tipos de areca

Las más conocidas, y por lo tanto más fáciles de conseguir son:

Areca catechu

Es la más popular de todas. La Areca catechu se conoce como palmera de nuez de betel o palmera de betel, y es una especie originaria del sudeste asiático. Alcanza una altura de hasta 30 metros, con un tronco de 20 a 30 centímetros de diámetro. Sus hojas son pinnadas y de 2 a 3 metros de largo.

Las flores se agrupan en inflorescencias, y son femeninas o masculinas. Las dos son de color amarillo verdoso, pero las masculinas son solitarias y crecen encima de las femeninas. El fruto es una drupa ovoidea de color amarillo, anaranjado o rojo que se conoce como nuez de areca, el cual se consume.

Areca guppyana

La Areca guppyana es una especie endémica de las Islas Salomón, donde se encuentra en peligro de extinción debido a la pérdida de hábitat. Se la conoce como palmera sacra, y alcanza una altura de 3 metros. Sus hojas son pinnadas, con pocas pinnas o folíolos pero muy anchos.

En cuanto a los frutos, son de color rojo oscuro, y aptos para consumo humano (aunque los expertos avisan de que pueden ser algo narcóticas, como los de la A. catechu).

Areca triandra

La Areca triandra es una palmera multicaule originaria de la India y Malasia que alcanza una altura de entre los 1,5 y los 7 metros. Sus troncos son muy delgados, de unos 5 centímetros, y las hojas son pinnadas, de 1 a 1,8 metros de largo.

Las flores se agrupan en inflorescencias y pueden ser masculinas o femeninas: ambas son de color crema, pero las masculinas huelen a limón y miden unos 2,5mm de largo, las femeninas no tienen aroma alguno y miden 7,5mm de largo. El fruto mide 2,5cm de largo y es anaranjado.

¿Cuáles son los cuidados de la Areca?

¿Te gustaría tener una belleza tropical en tu jardín, o en tu casa? Entonces lo que te vamos a contar ahora puede que te resulte de interés:

Ubicación

  • Exterior: las palmeras areca se pueden cultivar en los jardines todo el año si el clima es tropical y llueve con frecuencia, en una zona donde no les dé el sol todo el día. De hecho, a excepción de la A. catechu, las otras dos que hemos visto en este artículo crecen en semisombra.
    Si el clima es templado y quieres tenerla en el exterior desde primavera hasta finales del verano, ponla mejor en semisombra, independientemente de la especie que sea.
  • Interior: dentro del hogar ha de estar en una habitación en la que entre mucha claridad, y donde además la humedad ambiental alrededor de ella sea alta. Por eso, y para que la vivienda no resulte perjudicada, lo ideal es ponerle vasos u otro recipiente con agua alrededor o un humidificador.
    No recomiendo pulverizar/rociar sus hojas ya que podría haber riesgo de pudrición, muy especialmente en invierno.

Riego

En principio, el riego ha de ser frecuente. En verano se regará unas 3 a 5 veces por semana, y el resto del año cada 5-7 días. De todos modos, si llueve con frecuencia y se tiene en el exterior, la frecuencia deberá de ser más baja.

Pero eso sí, siempre es muy recomendable usar agua de lluvia, o en su defecto, una para consumo humano, para rehidratarla.

Abonado

Las flores de las palmeras Areca son de color crema

Imagen – Wikimedia/Vaikoovery

Tu areca agradecerá un aporte quincenal de abono desde primavera hasta verano, por ejemplo, de uno específico para palmeras. Si lo prefieres, puedes abonarla con productos orgánicos, como cáscaras de huevo, cenizas de madera (una vez que ya estén a temperatura ambiente), guano, compost, humus,…

Artículo relacionado:
¿Cuándo abonar palmeras?

Multiplicación

Se multiplica por semillas en primavera o verano. Para lograr que germinen es importante mantener el semillero cerca de una fuente de calor la cual mantenga la temperatura a unos 20-25ºC constantes, y el sustrato húmedo pero no encharcado. Dicho sustrato aconsejo que sea la vermiculita, ya que mantiene bien la humedad, pero puede ser otro como el sustrato universal.

Poda

La poda de la areca solo debe consistir en cortarle las hojas secas y las flores que estén marchitas. No necesita más.

Trasplante

Como son palmeras de rápido crecimiento, si el clima acompaña, tendrás que plantarla a una maceta mayor cada 2 o 3 años en primavera. De todos modos, antes de hacer nada, mira a ver si se le salen las raíces por los agujeros de la maceta, y si ha enraizado bien tirando del tronco un poco hacia arriba (si el cepellón parece que está entero y no se desmorona, entonces podrás trasplantarla).

Rusticidad

Las Areca son palmeras muy, muy sensibles al frío. La temperatura mínima que aguantan es de 0 grados, y aún y así no debería de bajar de los 10ºC.

La Areca catechu es una palmera de rápido crecimiento

Esperamos que disfrutes de tu palmera.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.