Saltar al contenido

¿Cómo saber si una palmera está pasando frío?

Trachycarpus fortunei
Trachycarpus fortunei

Aunque hay muchas especies que resisten heladas, no hay una sola que no se salve de pasarlo un poco mal durante el primer año que pasa en el exterior expuesta a las inclemencias del tiempo. En serio, ninguna. Hasta el hiperresistente Trachycarpus fortunei, que puede soportar hasta los 17 grados bajo cero, acabará con alguna manchita marrón en sus hojas tras esa primera experiencia con el invierno.

Pero si hay algo que saben hacer muy bien estas plantas es confundirnos. Y no te puedes hacer una idea de cuánto. Pueden permanecer completamente verdes y sanas hasta varios meses después de que se haya producido la helada, y luego de repente empezar a ponerse feas. Teniendo esto en cuenta, ¿cómo saber si una palmera está pasando frío?

¿Cuáles son los síntomas de frío en la palmera?

Partiendo de todo lo que hemos comentado arriba, ¿cómo podemos saber que nuestra palmera está pasando frío? Desde luego, no es nada fácil, pero hay detalles, a menudo pequeños, que nos pueden ayudar mucho a descubrirlo. Éstos son:

  • Su crecimiento se ha ralentizado mucho o se ha detenido: esta planta sólo crece a buen ritmo con temperaturas que van desde los 15 hasta los 30ºC.
  • Puntas que aparecen secas de un día para otro: un día estaban bien verdes y al siguiente se volvieron marrones.
  • Hojas rotas y/o secas: la palmera empieza a tener su follaje seco y/o roto con mucha rapidez.
  • Manchas negras o de un color muy oscuro: aparecen tras una granizada, helada o nevada.

¿Qué hacer para recuperarla?

Tela antihelada

Si sospechamos que ha pasado frío lo que tenemos que hacer es protegerla. ¿Cómo? Bueno, si está en maceta la cogeremos y la meteremos dentro de casa o en un lugar donde pueda estar a resguardo de las bajas temperaturas, pero si por el contrario está en el suelo la envolveremos con plástico transparente o con tela antiheladas, que es una tela muy ligera que deja pasar la lluvia pero no el viento y que además retiene el calor que emana de la tierra y de la propia planta. Ambos materiales podemos encontrarlos en viveros, tiendas de jardinería, en ebay e incluso en amazon.

En el caso de que te hayan quedado dudas, no las dejes en el tintero. Pregunta. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.